En la distancia

La distancia no es más que el la diferencia sentido de cuantificar en una unidad de medida entre una persona y otra.

Mientras más lejos estén, más lejos se siente la comunicación y su misma presencia.

Quiero creer que no son los metros que hablan por dos personas que sienten afecto, noches separadas que no son las que miden cada momento.

Quiero reinventar el significado y hacernos creer que no hay distancia que borre los momentos lindos expresados en mensajes.

Quiero creer que el simple hecho de ver tu sonrisa me acerca mucho más a ti, porque en un amanecer supe que era tu sonrisa que me motivaba a tener un mejor día.

Ahora quiero hacerte creer que más que “Una táctica y Estrategia” mis pasos siempre te guíen a encontrar tu hogar e n mis brazos sin importar a cuantos kilómetros este.

La edad de la noche

Aquí estoy de nuevo sentado en mi cuarto con la mirada en mi lámpara antigua. Escucho el pasar de los carros y a medida que entra la noche se entrecruza  un silencio turbio que  viene acompañado con la sensible percepción de que olvidó algo; de que quizás no me siento completo y esa sensación me recorre cada noche con cada latido de mi corazón entrando en mis huesos y llegando a mis manos sudorosas.

Que valentía poder mover mi cuerpo a través de un pasillo tenue donde las luces pueden llegar a mi pero no me siento protagonista tampoco quiero la atención solo quiero que por algún instante el universo pueda voltearse hacia mi y sentirme agradecido. Es por ello que me refugio en estrellas tan diminutas tan inalcanzables que solo te regalan unos días al mes una buena vista de la luna en donde a pesar cada noche busco que su luz pueda darme un poco de su esperanza en ocasiones no es tan justa pero ¿quién soy yo para juzgar un cuerpo estelar que está a millones de kilómetros de mi?

En mi caso la noche solo puede representar la constante búsqueda de un motivo para sentirme parte de este universo. Quiero sentir que así como influye una luna llena y dibuja sonrisas donde solo hay lágrimas que puedas observar una estrella fugaz y pidas con cada célula de tu cuerpo el más profundo deseo de ti. Entonces es ingrato pensar que la noche puede ser injusta cuando siempre pierdo mi mirada en las estrellas.

Al mirar al cielo siento que miles de vidas han pasado por allí y la luna y sus estrellas han estado para ellas han correspondido bien!  sea para sentir gratitud, para agradecer a un Dios, para sentirse vivos, para recordar un ser querido y para algún día encontrar paz.

Lo cierto es que la misma sensación de cerrar los ojos y sentir la fría brisa en cada parte de tu cuerpo te hace sentir que el espacio es infinito que a pesar de que siempre mires la misma luna y sus mismas constelaciones percibes que el tiempo es diferente pero sabes que todo estará bien ya que el día que tu lo decidas el espacio y todo su infinito estará disponible para ti sabes ¿por qué? Por el simple hecho de creer en ti mismo. Que bendición!!

Aislando el silencio

He aquí otro capítulo donde me demuestro que puedes estar rodeado de personas instruyendo las mejores ideas las escuchas pero ¿realmente las estoy oyendo y entendiendo? A mi alrededor se ha formado un circulo donde solo entiendo a las caras más conocidas, donde puedan expresarme sus pensamientos, donde me puedo sentir cómodo y seguro
pero ¿es realmente un círculo de confianza? La verdad se ha transformado en que a veces el círculo solo lo cierro conmigo dentro. Donde las ideas solo fluyen de diferentes pensamientos invasivos que me agobian y me hacen pensar que quizás por un momento estoy en el lugar equivocado que no importa la acción si el tiempo fluyó demasiado rápido, no importa el amor sino se amo lo suficiente…

Gracias a mi profesión puedo usar el estetoscopio para escuchar la vitalidad de cada paciente que me acompaña, aislando el silencio solo centrándome en el latir de su corazón sintiendo necesaria la capacidad de que sin usar ningún instrumento pueda encontrar mi camino solo escuchando mi propio corazón.

Miedo

¿Te ha pasado que estás frente a una situación común que ya viviste?, ¿que ya soñaste?, ¿que parece que ya lo tenias bajo control y derrepente te enfrentas a un gigante que representa a todo lo que temes? que tiende a paralizarte y solo te queda la opción de sonreír, fingir que todo lo que llevas dentro puedes guardarlo mientras toda esta inseguridad te lleva de la mano a un mundo desconocido. En donde se almacena cada una de las vivencias que te ha marcado, que nadie ha tenido acceso a esta sensación de inseguridad y la viva realidad de que nada está seguro.

Que valiente que aún después de divagar en tu mente permanezcas cuerdo, más allá de las fantasías que divagan antes de dormir llega el mundo de sueños el cual se modifica depende de cada persona representa la sombra negra huyendo de cada colosa idea que te desmorona día a día y que al enfrentarlo desnuda una mente que emana brillantez pero sientes como despiertas y prefieres estar en la realidad. Fingiendo que puedas estar seguro y resguardarte en una idea, en una persona, en un amor.

Lo cierto es que tras estas palabras esta la verdad incomoda que nadie acepta » Valiente somos mientras los recuerdos permanezcan intactos»  el miedo nos hace cambiarlos, nos hace modificarlos.

Al final del día todos tenemos a un gigante contra quien debemos luchar.

Camino de heroe

Se han preguntado desde qué punto pasamos de ser el heroe de la historia a ser el villano? Día tras día, las personas que vamos conociendo nos deja «Una historia la cual contar» que dependiendo de las circunstancias y sus acciones nos creamos una idea de las personas que vamos conociendo y catalogando asi como buena o mala.

Bien sea una historia de amor, una amistad, un desempeño laboral o solo un cruce de miradas en el vagón del tren, ante los ojos de cualquiera iniciamos como una persona más, vamos conociendo y bien sea la parte contada llegamos a ser «algo o alguien» pero qué pasa? A medida que pasa el tiempo, entre los que podemos llegar a encontrarnos, no para todos tienen una buena perspectiva de nosotros, algunos incluso cuando dejas de actuar justo como Necesitan se transforma enteramente la perspectiva sobre ti y los malos comentarios corren como agua en río hacia los demás, dejando evidencia de como no estan satisfechos con la idealización que tenían sobre ti.

En ocasiones y depende del contexto tu perspectiva cambia, cuestionas si los actos que llevas a cabo valen la pena… Tu esfuerzo y dedicación se ven heridos ante acusaciones que hacen dudar todo lo creado.

Pero vale la pena saben? Si cada persona es un mundo imagina un universo entero que mientras centres tus objetivos y siembres siempre la esperanza de lo que haces es en convicción de lo correcto! Quiere decir que vas en el camino indicado, siempre habrá personas infelices de tus acciones mientras tú, valora y apoya los pequeños o grandes instantes que dedica cada quien que te da su apoyo y en cierta forma tiene fe en lo que haces.

Pide al tiempo que vuelva

Existen pensamientos que terminan por cuestionar si lo que hacemos es realmente lo correcto, si estamos a gusto en el lugar en que nos encontramos o si sencillamente en el justo punto medio en que estamos nos resulta suficiente. Tenemos la constante sensación que los días más grises sacan de nosotros las ideas más coloridas pero no es asi por cada día gris borra un poco la silueta que alguna vez se dibujó un recuerdo que el tiempo nos obligó a olvidar.

Queremos escribir sobre hojas ya previamente rayadas, queremos creer que los escritos ya plasmados forman una idea nueva y revolucionaria, la verdad es que esa hoja se quedo en el tiempo y lo que pudimos llegar a sentir ha quedado atras.

Hagamos de nuestros pensamientos un sin fin de garabatos sin esencia de un pasado que ya no existe, por mas que arruguemos la hoja, seguirá estando allí con aquellas ideas para recordar lo que por algún día sentimos.

Quejate pero inicia

Tu realidad yace en esa cama, tu cuarto oscuro y un reloj por avisarte impacientemente que un nuevo día ha llegado. Creeme te entiendo tu cuerpo pesa más de lo normal ya que tus hombros solo están cubiertos por fantasmas del pasado. Tus ojos sienten el vacío de muchos recuerdos que invaden noche tras noche cada uno de los fracasos que puedas considerar. Cuán valiente eres solo de sentarte en esa cama y afrontar el día que pueda romperte aún más. ¿Cuántas sonrisas vacías daras? o ¿cuántas manos estrecharas sin ganas de ningun contacto físico?.

Tus sueños por otro lado te invitan a levantarte con más animo, con mas añoranza, con la esperanza que ese día será el » Día diferente», que te conseguirás a esa persona, obtendrás el trabajo y darás ese abrazo.

Al final del día te quedas con el mismo vacio solo puedes prometerte a ti mismo que tus sueños serán más grandes que tu realidad asi que despierta.